Integra la felicidad en tu espacio educativo ☺

Colaboración con: Karmen Olmo/ Estratega de la Cultura de Felicidad. Profesora de la Universidad del Este en Puerto Rico.

Como educadores siempre debemos estar buscando estrategias y nuevas formas de trabajar nuestro espacio y con nuestros alumnos. Recientemente hemos ido viendo cómo el sistema educativo vuelve a lo básico para lograr maravillas con nuestros educandos, escucharlos, interesarnos en su inteligencia emocional y crear ambientes donde la reflexión sea una de las tareas importantes. Muchos artículos y cambios en el mundo demuestran que las destrezas suaves o soft skills son los que debemos seguir desarrollando en los educandos para prepararlos para el futuro. Aquí les comparto una lista de destrezas suaves que encontré y me pareció muy adecuado.

En otras partes del mundo se viene trabajando con currículos enfocados en la felicidad, porque sabemos que un niño feliz es un niño que aprende y un educador feliz es un educador satisfecho con su práctica docente, el cual se convierte en alguien memorable y ejemplo a seguir para las personas del mundo. Para que conozcan un poco más de que les hablo, comparto este artículo; En qué consiste el “currículum de felicidad” del Dalai Lama que se enseñará en escuelas de India, leanlo y vean a dónde se dirige el mundo en la educación.

La felicidad y la educación son asuntos muy serios, es por esto que me di a la tarea de buscar una persona experta en el tema de la felicidad para poder hablar sobre cómo podemos seguir implementando estrategias en los espacios educativos que brinden bienestar a todos los que componen este lugar. Aquí en Puerto Rico contamos con esa expertiz,  la profesora Karmen Olmo. Karmen, lleva trabajando en el tema de la felicidad desde el 2010, se especializó como Estratega de Cultura de Felicidad y es autora del libro 9 rutas para iluminar días nublados, el cual he utilizado con jóvenes en el proyecto de Sin Recreo Lab, teniendo maravillosos resultados. Quién mejor que Karmen para hablar a esta comunidad de educadores sobre cómo generar acciones para crear un espacio educativo feliz, dentro de todo lo que se vive diariamente y se puedan generar proyectos educativos que tengan como base esta cultura.

Karmen también es una apasionada educadora y dentro de su expertiz en la Ciencia de la Felicidad menciona que, “un educador debería ser un pilar en nuestro máximo potencial, pero, ¿y que es nuestro máximo potencial? Eso es nuestro talento, eso que nos distingue, nuestras habilidades. Un maestro debe mirar a cada alumno como individuos únicos con talentos únicos. Hay que dejar de verlos como todos iguales, como números porque así jamás podrás ayudar a desarrollar ese talento o habilidad especial en cada uno. Luego, como inspirarlos a utilizar ese talento en beneficio de otros, del mundo, de su sociedad, debe ser la próxima fase. Esto es lo que diferencia un maestro excepcional a uno de esos que llaman “mediocre”. El primero es el que recordamos toda la vida, el que nos cambió para bien, el superhéroe en nuestras vidas. El segundo, el que olvidamos por completo. El primero es un maestro feliz, sabe que está ayudando a cambiar las cosas, reconoce el gran valor de su profesión y ayuda a crear nuevos ciudadanos y un ambiente escolar de agradecimiento, bondad y felicidad. El segundo solo vive porque necesita dinero, aún no ve el valor de su trabajo y vive en infelicidad, hace lo mínimo, vive frustrado y es incapaz de escuchar a sus estudiantes, por tal razón nunca detectará miles de talentos.” Esto aunque crudo, es vital conocerlo para entender que el educador es pieza esencial en la vida de un niño y que somos más que solo una persona que transmite conocimiento. Hay una cita hermosa de Ken Robinson, autor del libro Escuelas Creativas, que dice; “La base de la educación es el vínculo entre profesor y alumno, si esto falla el sistema también fallará” , ¡poderosa cita!

Karmen Olmo nos ofrece una perspectiva interesante y diferente sobre nuestra labor como educadores, trabajando para la felicidad dentro de la sala de clases y nos dice, “el maestro que cambia el mundo nos pone en situaciones incómodas desde el amor y la compasión para nuestra felicidad. Nos escucha y luego habla. Entiende de emociones, de valores y siempre busca aprender cosas nuevas.” Escuchar es clave para establecer una comunicación efectiva, de esa comunicación pueden salir grandes proyectos de clase, créanme, proyectos inimaginables. También añade que, “esto no solo es un maestro feliz, es un ciudadano feliz. Los maestros deben comenzar a verse como los superhéroes que son para que otros hagan lo mismo. No esperen que otros lo vean así para hacerlo.”

Ahora se preguntarán, ¿cómo integrar la felicidad en la sala de clases? Karmen les ofrece dos actividades para integrar la maravillosa cultura de la felicidad en la sala de clases, “hay muchas actividades que se pueden trabajar en las clases para crear educación de felicidad. En mi libro hay dos rutas que pueden integrarse de forma divertida, pero que cumplen con la función educativa y reflexiva entre maestro y estudiante, aquí las comparto contigo”:

Ruta 3: La escritura mágica

En este capítulo exploramos la escritura como una forma de trabajar emociones y valores.

“Los maestros pueden utilizar la clase de escritura para trabajar esta ruta. El ejercicio sería escribir una carta de agradecimiento hacia alguien que ellos sientan que haya hecho algo positivo en sus vidas. El maestro no debe juzgar el contenido, solo observar las emociones del alumno. Para clase explica cómo debe escribirse la clase, verificar los errores ortográficos, hasta explicar como funciona el correo postal. La imaginación no tiene límites. Mientras esto sucede, el estudiante está practicando uno de los valores más importantes para la felicidad que es la GRATITUD. Pueden preguntarle cómo se sintieron al escribir la carta y hablar de que significa la gratitud y sus efectos positivos en quien lo recibe y quien la ofrece. Científicamente se ha comprobado que este ejercicio promueve las buenas relaciones, disminuye la agresividad y la negatividad. Puedes decirle al alumno que lleve o envíe la carta por correo postal, sin esperar que la otra persona la conteste si no lo hace. Pero si lo hace que comparta lo que sucedió. Pueden pedir que lean sus cartas en voz alta, así practican la lectura y entre sí comparten emociones de gratitud. Esto ayuda a que se cree un ambiente en general positivo y alegre. Ellos querrán más al maestro que les enseña acciones que les provocan alegrías.”

Ruta 7: La isla de las celebridades

En esta ruta se exploran biografías de personas famosas y celebridades las cuales nos inspiran.

“Para clase practicarán la lectura, la historia y hasta para su felicidad personal, se inspirarán en cómo estas personas que son famosas, millonarias o celebridades lograron sus sueños atravesando muchos problemas y obstáculos, aún peores quizás de los que ven a su alrededor. Pueden entonces escribir sobre estas biografías, reflexionar sobre las mismas o preparar alguna presentación. Buscar videos y verlos juntos. Enumerar como estas personas superaron problemas es un ejercicio de conocer la resiliencia, la paciencia y la constancia. Deben hablar de cómo estas personas desarrollaron su talento y aportaron al mundo cuando lograron lo que lograron.”

No puede faltar la recomendación para ti educador de esta educadora, diseñadora y experta en felicidad, “mi gran recomendación es que estudien sobre la Ciencia de la Felicidad y temas como los Objetivos Globales de Desarrollo Sustentable, lean, vean videos, vayan a talleres, busquen mentoría de otros maestros que han logrado espacios de felicidad y bienestar. Reconozcan que son unos superhéroes, no esperen que les den instrucciones para crear cosas nuevas en el salón y trabajen juntos en las escuelas, porque es la única forma de ser una fuerza de cambio.”

Este es el comienzo de grandes colaboraciones con el fin de seguir añadiendo valor a cada educador del mundo. Comenzamos con ustedes los que forman parte de esta comunidad de educadores, pendientes a lo que pronto tendremos para ustedes.

Déjame tus comentarios sobre esta colaboración y cuando apliques las actividades con tus educandos, cuentame como te fue.

¡Un abrazo solidario a todos! ¡Los leo!

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

Connecting to %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.